DEFENSA PERSONAL FEMENINA

TAISHINDÓ®

"ENSEÑANZAS Y CRITERIOS 1..."

Sin duda una de las épocas más atractivas de mis gimnasios en Galicia, fue a partir de cierta ocasión ocurrida en el año 1981, cuando una joven de mi Gimnasio, contuvo a dos agresores que intentaban sobrepasarse con ella. Fue tal la fuerza determinante de su respuesta y lo que le llevó a DEFENDER su Integridad, que la potencia de sus patadas se multiplicó. Su Instinto reaccionó ayudado por la firme convicción de que aquellos dos asaltantes estaban cometiendo un delito, un abuso de fuerza, una posible violación, y ¡resulta que la víctima era ella!, aquello no era una película que estaba viendo pasar

¡No! era su propia vida la que corría peligro.

¡Reacción Instintiva e Intensiva!.

¡La Bella que se convierte en Bestia!, y no para de pegar, no para de moverse, cuando su integridad está en peligro, su bestia interior aflora y decide dejar la marca de sus zapatillas en las entrepiernas de sus agresores.

Cumplió con todo lo enseñado y entrenado, incluso el estado de ZANSHIN, porque cuando los vió tendidos en el suelo retorcidos de dolor, no lo pensó más y corrió como una liebre.

Desde ese momento y condicionado por la gran afluencia de mujeres al Gimnasio, comencé a fraguar un programa Eficaz, Práctico y Sencillo que ahora me dispongo a difundir y mejorar ayudado por la experiencia que como entrenador de los Cuerpos Policiales y Militares, he aumentado.

Así nace un método de Defensa Personal Femenina que desde aqui comienza su andadura. Su nombre, TAISHINDÓ® FEMENINO. Se dedica en exclusiva al adiestramiento de una Defensa Real y Efectiva contra diferentes y sorpresivos ataques violentos. Opino, a través de mis experiencias personales que cada mujer es un arma natural de combate con respuestas intensivas e instintivas y por ello realizo esta presentación como antesala a la exposición de este método de Auto-Protección Femenina.

Una mujer obligada en el suelo y a punto de ser violada, posee multitud de respuestas eficaces para poder hacer frente a ese ataque mísero y violento, pero debe ser capaz de olvidarse de lo que hay establecido sobre su fragilidad y feminidad. Reacción Instintiva, como el amor de madre que hace posible cualquier cosa que parece imposible con tal de salvar a su hijo.

En esta secuencia fotográfica podemos ver como una estudiante de TAISHINDÓ® se entrena desde una posición acostada, para hacer frente a un adversario que la arroja sobre el suelo. En las primeras fotos vemos como ella usa sus puños para golpear el rostro de su enemigo y luego su codo para impactar sobre su cara...

En estas dos fotos observamos el uso del otro codo y como mientras su mano izquierda sujeta por el pelo a su adversario, su mano derecha lo hace sobre el mentón...

A continuación vemos como la estudiante de TAISHINDÓ® retuerce con energía la cabeza del asaltador para apartarlo de encima suya y como usa su codo derecho para impactar sobre la cara del mismo, continuando con un fuerte rodillazo a su zona baja...

La estudiante continúa su acción propinando sendos codazos derechos sobre el rostro del adversario mientras se incorpora...

Ya posicionada encima suyo usa ambos puños para impactar sobre su cara...

Y de la misma forma golpea de forma alterna con ambos codos...

El entreno con aparatos de golpeo, dentro de nuestro ARTE DE DEFENSA PERSONAL FEMENINA TAISHINDÓ®, tal como se muestra en este caso con el uso de las manoplas, se convierte en un importante trabajo para poder golpear sin frenar nuestra acción, siempre de forma:

¡INTENSIVA Y SIN PAUSA!.

Dentro del TAISHINDÓ®, usamos una combinación de varios golpes continuos, con la finalidad de poder acondicionar la mente de nuestras estudiantes a un golpear sin descanso y sin pausa, para provocar sorpresa en su enemigo y no dejarlo pensar hasta culminar su acción, en donde ella optará por escapar del lugar lo antes posible. Nuestras estudiantes después de cada técnica, ¡SIEMPRE! realizan una breve pero intensa carrera.

Cuando alguna de mis alumnas me pregunta, por las posibilidades que ella puede tener en caso de ser asaltada en su propia casa, por un asaltante armado con un cuchillo, yo le aconsejo, que a parte de meterse debajo de la cama y patear sin descanso, puede utilizar cantidad de armas contundentes que dispone alrededor de su entorno y ¡Que podía tener preparadas, en caso de sentirse acosada!.

Como ejemplo: una estudiante de TAISHINDÓ®, utiliza sus llaves estratégicamente colocadas entre sus dedos, como un arma terrible y capaz de infringir mucho daño sobre la cara de un agresor. También el bolso, paraguas, una revista firmemente enrollada, bolígrafo, peine, tarjeta de crédito y un largo Etc., puede servir como referencia de la utilidad estratégica del ENTORNO y de los enseres cotidianos con los que toda mujer se relaciona diariamente.

Cuando una mujer es adiestrada dentro de nuestro Sistema de TAISHINDÓ®, aprende multitud de recursos, trucos, soluciones y respuestas a veces ilógicas, que sin duda le permitirán defenderse con garantías.

El TAISHINDÓ® FEMENINO se convierte en un programa de Entrenamiento enfocado a buscar lo más eficaz, sencillo y natural para ser empleado con garantías de éxito por una mujer.

¡¡¡SIGUIENTE!!!